24 noviembre 2010

SALVADOR CABAÑAS ESTA EN LA RUINA

* FÚTBOL:
La esposa del jugador paraguayo, María Alonso, afirmó que ya no pueden financiar su recuperación. 
"Sólo tenemos para comer hasta diciembre", precisó lamujer el jugador.

Los problemas económicos del ex jugador del América de México comenzaron con una ruptura.
Para ser más exactos, cuando Cabañas terminó la relación con su representante José María González, quien tiene en su poder los títulos de varias sociedades que iniciaron juntos y el de la actual vivienda del futbolista.
María Lorgia Alonso, esposa del delantero paraguayo, habló con la radio Monumental 1080 AM de su país y confesó que tuvieron que poner en venta dos automóviles (una camioneta Cadillac, por 50 mil dólares, y un auto deportivo Nissan 350 Z, por 40 mil dólares) para poder costear los gastos de la recuperación del futbolista, quien está en tratamiento luego de recibir un disparo en la cabeza el pasado 25 de enero en un bar del Distrito Federal, la capital mexicana.
"Tenemos sólo para comer hasta diciembre, como dicen los medios", reconoció.
La mujer aseveró que mucha gente la decepcionó.
"Nuestros problemas surgieron después de la desconfianza hacia González, porque no nos mostraba los papeles; es una pena, pero Salvador aún no sabe nada, [no le hemos dicho nada] para no preocuparlo y permitir que siga pensando sólo en su recuperación".
Advirtió que el problema con el América de México (quien le adeuda al delantero, según informaciones de la prensa paraguaya, cerca de 1,3 millones de dólares) "si no se soluciona por las buenas, será por la vía judicial".
"Vivíamos en una cajita de cristal, pero ahora nos toca vivir una dura realidad.
No tenemos nada", concluyó Alonso entre lágrimas.